La evolución de los métodos de pago digitales

métodos_pago

Está claro que, para el final de la década la banca tradicional ya no será la misma. Con el nacimiento de nuevos métodos de pago como: carteras electrónicas, criptomonedas y servicios de banca en línea, entre otros medios; la manera en la que hacemos transacciones está evolucionando y cada vez se digitaliza más.

Se espera que para el 2022, las transacciones en línea alcancen un valor de 5 mil 411 millones de dólares a nivel global.

Actualmente, el 92 por ciento del valor de las transacciones digitales proviene del comercio electrónico (e-commerce). A medida que crece, aumentan las transacciones. Aunque, de igual forma es importante considerar los métodos de pago digitales que ofrecen algunos puntos de venta, los cuales representan el 8 por ciento del valor.

Aunque México no figura entre los países con más transacciones digitales en el mundo, donde el que ocupa mayor porcentaje del mercado es China con 30 por ciento; durante el 2016, el crecimiento de pagos digitales en México fue de 28.3 por ciento, según datos de la Asociación de Internet.

Los grandes jugadores del mercado digital; PayPal, Apple, Amazon y Facebook, están haciendo inversiones para generar más soluciones de métodos de pago digitales para sus usuarios.

De acuerdo con un estudio de Trend One en el futuro veremos el Internet de las Cosas aplicado a métodos de pago. Resulta casi imposible imaginarlo, pero podrá ser posible ir al supermercado sin tener que hacer fila en la caja, ya que podrías pagar con tu chamarra. De hecho, la marca escocesa Lyle & Scott ya lanzó una chamarra con una bolsa en la manga, que contiene un chip especial con el sistema de pago del banco de Barclays.

Otras tendencias a considerar para el futuro serán las transacciones con huellas digitales, pagos en línea que podrás hacer a través de una selfie o con un sistema de identificación de voz.

The post La evolución de los métodos de pago digitales appeared first on Revista Merca2.0.


Source: merca20.com
Website: La evolución de los métodos de pago digitales